VACA CIONES CON MADRE DIA 3

20220816_140929.jpg

Como le decía ayer a Carascroto, Madre tiene arte sacro en las paredes del pasillo.

Hoy a las 11 hemos enterrado a Peleteto, vivía en la casa que linda con la de Madre. Sólo, vivía solo.
Hace unos meses, me contó Madre que lo encontró ella en el patio de su casa, tirado en el suelo.

Al pasar junto a la puerta de Peleteto vio asomar una alpargata con un calcetín en su interior, este a su vez contenía el pie de Peleteto que unido a su tobillo y este a su pierna daba continuidad a través de la cadera al resto de su cuerpo desparramado. Peleteto acababa en el pitorro de una boina encajada en su cabeza.

Madre no me lo contó así, con estas palabras, pero me ha parecido oportuno contarlo de este modo, por darle un poco de color a una escena tan gris… ains…

El caso es que Peleteto no se trataba con nadie del pueblo, ni con Madre tan siquiera, tampoco tenía mujer ni por lo tanto descendencia alguna. Sólo una hermana con dos hijos que a penas lo visitaba.

El cura, la  hermana de Peleteto, sus sobrino y sobrina, Madre y yo hemos acompañado después de la misa al mercedes ranchera que ha llevado a Peleteto al cementerio.

Allí nos esperba Toñin, tocate los cojones con Toñin, albañil ya jubilao, 1,74 le he calculado a ojo y unos 115 kg.
Al nicho que ha ido Peleteto, Toñin le ha colocado una lapida provisional de yeso y ha rematado con un poco más de yeso fresco… Madre dice que Toñin siempre llora en ese momento, pero hoy no… cosas… me ha dicho Madre.
La sobrina ains… la sobrina… ahora, después de comer me he sagudido la sardina,… cosas… le he susurrado a Madre después de eyacular…