Grandes churreros de la historia: Duque de Lerma

Hoy vengo a hablaros del Duque de Lerma, Valido del Rey Felipe III de España, y de cómo fue un pionero en enriquecerse en política.

Francisco de Sandoval y Rojas nació en Tordesillas en 1553, hijo de una familia noble, fue educado en la Corte madrileña por su tío el arzobispo de Sevilla, que le colocó como menino del Príncipe Carlos, hijo de Felipe II y su primera esposa.

Tras una serie de cargos ascendentes en su carrera, en 1592 pasa a ser Gentilhombre de la casa del Príncipe Felipe (futuro rey). Y mientras las casas de Alba y Mendoza se peleaban para ver quién le chupaba la polla mejor a Felipe II; Franky, que era bastante avispado, no tardó en darse cuenta de un pequeño detalle: que el rey ya estaba mayor y tarde o temprano sería sustituido, y a diferencia de su padre, el infante era un puto vago.

Aprovechando su cercanía, se ganó su confianza bajo promesas de encargarse de toda la gestión del reino por él, para que Felipín pudiera dedicarse a la vidorra entre la caza y el teatro; y los Alba, los Mendoza, y media sangre azul española en general, no le molestaran con cosas de Estado tan aburridas. Le gustó tanto la idea que no solo acabó siendo su Valido, sino que Franky fue nombrado Duque de Lerma, Grande de España, en 1599, un año después de que Felipe III accediera al trono.

De 1599 a 1618, Sello Real en mano, el Duque fue el “verdadero rey de España”, y su política se basó en 3 ejes: firmar paces, echar a los moriscos del país, y su plato principal: las Corruptelas.

Y ahora os preguntaréis… ¿Qué es lo primero que hace un Valido como dios manda al llegar a su cargo? Easy; contratar y pagar a otro tío para que haga por ti tu trabajo: Rodrigo de Calderón de Aranda. Y para que no estuvieran los dos solos con tanto trabajo, decidieron rodearse de gente de su confianza, así que aprovechó su posición para meter a toda su familia y amigos en altos cargos.

Ya que Franky era Duque, decidió construirse un Palacio Ducal en condiciones en sus dominios de Lerma (Burgos); y le pidió a Felipe permiso para ponerse dos torres flanqueando su chalet en la sierra. Felipe no encontró inconveniente en ello, y le dio permiso para hacerse la reforma. El tema es que no le comentó que ya tenía dos torres allí, con lo cual pasó a ser el único noble de España que podía presumir de tener 4 torres en su residencia, un honor que solo le correspondía al rey, cuando eso era teóricamente ilegal.

Y puestos a hablar de inmuebles, un día, visitando unos terrenos de su propiedad en Valladolid, las musas lo visitaron de nuevo, e inventó una tradición de gran arraigo en España: el pelotazo inmobiliario:

Convenció a Felipe III para trasladar la capitalidad a Valladolid, y vendió sus tierras a precio inflado con la corte ya instalada en el Pisuerga. Con el dinero que sacó, compró tierras devaluadas de precio en Madrid, para después convencerle de volver a llevar la capital al Manzanares con la excusa de una epidemia de peste. Allí, volvió a vender todos los terrenos que había pillado a precio de saldo, otra vez con el precio inflado. Repitió este procedimiento 3 veces seguidas, entre 1601 y 1608.

Pero la reina Margarita, mujer de Felipe III, viendo el excesivo control que tenía sobre su marido; y cómo las cuentas reales no cuadraban, reunió a todos los nobles a quienes habían perjudicado las decisiones del Duque, y prepararon un proceso contra él: en la investigación se descubrieron todas sus corruptelas, la cosa pintaba de color negro.


Felipe “El Duque no es un chorizo, me lo ha contado él” III

Wow wow wow wow wow… ¿en serio iban a ajusticiar a Franky? ¿A nuestro Franky? Quieto parao, para eso ya estaba el cabeza de turco de Rodrigo de Calderón, y para eso había sido puesto a dirigir todo el cotarro: para ser el responsable directo de la gestión de las corruptelas y ser ahorcado por ello en 1621 en la Plaza Mayor de Madrid, pagando el pato por el resto.

A Franky lo que le pasó, es que además de seguir contando con el apoyo del Rey, de repente le invadió un sentimiento religioso enorme, así de la nada, en 1618. Y ya sabemos que El Poder de la Amistad todo lo puede, y si lo pides muy fuerte muy fuerte, un día llega el Papa y te mete de Cardenal para que no te toque ni Dios. El pueblo español, ante este hecho, le dedicó unos versos:

Para no morir ahorcado,
el mayor ladrón del reino
se viste de colorado

Finalmente, Franky se retiró a sus dominios, donde a pesar de habérsele requisado muchas ganancias de sus corruptelas, disfrutó de una enorme fortuna personal hasta su muerte en Valladolid en 1625.

Por sus técnicas políticas no ha pasado el tiempo, y han arraigado hasta hoy en día a la hora de gobernar: asesores políticos, colocación a dedo en los altos cargos públicos, especulación, pasarle la patata caliente a subordinados cuando te hayan pillado para que paguen ellos y finalmente, retirarse en una institución en la que seas intocable con tu pastizal bien ganado.