Esta muy claro donde está la moraleja. En Madrid